KD: 2012: Locutor loco vs. Escritor héroe

2012

Todavía recuerdo aquella película de ciencia ficción “2012”, donde el tema central era la llegada del fin del mundo. Y dicho vaticinio en gran parte (según la película), se debía a investigaciones sobre cálculos realizados por los Mayas. Fue entonces que el 21 de diciembre de dicho año, empezó a desencadenarse un gran cataclismo. Un terrible desastre atiborrado por terremotos y tsunamis.

Fue entonces que entraron en escena dos personajes pintorescos. El primero fue un locutor radial que transmitía dentro de su vehículo de remolque, quien era Charlie Frost, el cual era encarnado por Woody Harrelson. Este personaje llama mucho la atención, puesto que a pesar que muestra un desequilibrio en su conducta, todo lo que cuenta llega a consumarse. Por otro lado, está el escritor Jackson Curtis, protagonizado por John Cusack, el cual, debido a que trabaja como chofer de un empresario multimillonario ruso, se entera sobre el fin del mundo, y que este último y sus hijos podrán salvarse, ya que este magnate, al igual que otros tuvieron que pagar “mil millones de dólares” (por lugar). Todo esto asombra mucho a Jackson.

2012 2

Por su parte, Charlie “ahogado en su locura”, decide quedarse y seguir informando y transmitiendo todo el terrible movimiento de la corteza, y a pesar que Jackson, le dice que los acompañe, Charlie no hace caso y se queda ahí, mirando la llegada de su propia muerte.

Decidí escribir este artículo, ya que cuenta con estos dos personajes, y que en la vida real muchas veces los vemos centrados en una misma persona. Generalmente se ve el caso en periodistas, personajes que alternan, dobletean o se las arreglan para desempeñar los dos roles, que a propósito son de singular importancia y que tienen un sabor empalagoso. Dos singulares oficios que se complementan.

2012 3

Luego de 9 años de haber visto la película, solo me queda pedir a Dios que nos salve de aquel nefasto día del fin del mundo. Y que si alguno de ustedes, tienen como trabajo estos dos oficios, siéntanse afortunados y bendecidos. Por tanto, aquel locutor orate, murió en su ley (en el film). Sin embargo, el escritor de esta película, al final quedó como un héroe, puesto que arregló aquello que les impedía cerrar herméticamente las compuertas, y que gracias a él se salvaron miles de personas, a las cuales se decidió que podían entrar. Esta película nos hace reflexionar sobre el fin de la humanidad, pero también sobre el humanismo, la solidaridad y la unión de los líderes mandatarios a nivel internacional. Y el papel protagónico del geólogo estadounidense, Adrian Hemsley (Chiwetel Ejiofor), alrededor del cual giró toda la película y quedó del mismo modo como un héroe, y como si fuera poco inició un embelesamiento con el finado padre del que iba a ser el último presidente de los Estados Unidos, Thomas Wilson (Danny Glover).

 

Los pitonizos y el fin del mundo

Si estás leyendo este artículo es porque sobreviviste al terremoto pronosticado para el sábado 21 de mayo del presente año por Harold Camping, quien aseguró que en dicha fecha sería el último día que verían nuestros ojos y que sería el día del fin del mundo. Hasta el cierre del presente texto (antes de la fecha en cuestión) todo el mundo estaba a la expectativa de lo que sucediera y fuera a ser como aquel pronóstico sobre un terremoto en Roma hace poco que también fue un fiasco. Dios quiera que aquel desastre planetario no ocurriera nunca, y que nuestra civilización perdurase hasta que Dios disponga.

Y no olvidemos que aún falta lo predicho por los Mayas en el 2012, que también sería el fin del mundo. ¿Se puede predecir un desastre? Espero no equivocarme al decir que no, y que todos esos cálculos escapan a la realidad. Me hace recordar a Nostradamus que también nos alertó sobre los hechos trágicos que viviríamos, pero que según las pruebas muchos de sus pronósticos llegaron a suceder. Sin embargo, siempre existe el escepticismo de creer o no en lo que nos anuncian los pitonizos y clarividentes. ¿Quién tuviera la espada del augurio de Leono? jeje. O  el poder de los llamados psíquicos, quienes tienen la fama de predecir el futuro. Aún no quiero inmiscuirme en la Parapsicología, ya que no he investigado sobre el tema y dicho sea de paso que tengo un libro sobre ello que me está esperando en mi librero para cuando me dé un tiempo y lo lea a profundidad.

Volviendo a Camping, él aseguró que el 21 de mayo sería el día del Juicio Final, pero si estamos leyendo este artículo significa que seguimos vivos. No obstante, tampoco hay que ser herméticos en ignorar que los avances científicos y tecnológicos están indetenibles y que cada año aquellos personajes inventores nos sorprenden con cosas nuevas. Y quién sabe si algún día se descubra una máquina que detecte la aproximación de un terremoto. Hace tiempo escuché que se había inventado algo parecido… en Japón si mal no recuerdo. Aunque si fuera cierto, bien harían en aplicarlo a su propio país, siendo su territorio altamente sísmico.

Al parecer nuestro planeta es un ser vivo más que por razones que estudian las ciencias de la Tierra, necesitan estar en permanente movimiento y liberación de energías. Por ende, solo nos queda estar preparado para los terremotos y cataclismos que pudieran acontecer cuando menos lo esperamos. Así que solo nos queda orar para que esos desastres no lleguen y si llegan que tengamos el tino y la reacción necesaria para salvar nuestras vidas. Este artículo se publicará el domingo y el martes. Así que si lo estás leyendo significa que Harold Camping se equivocó y que nuestra civilización aún no predice el fin del mundo. Sin embargo, hay que estar preparados para un posible terremoto que quiera Dios no nos sorprenda dormidos, en la ducha o con los pantalones abajo.

Los Tres Anticristos de Nostradamus: ¿Quién es Mabus?

El famoso profeta Michel Nostradamus predijo en su oscura manera de expresarse, que habrá tres anticristos. El primero de los cuales es Napoleón Bonaparte, el segundo fue Hitler, pero al referirse al tercero habla de un tal “Mabus”. Este tercer personaje, dicen los expertos, que se trataría de un anagrama que no es muy claro, pero podría ser Osama Bin Laden.

Quizá este 10-10-2010 sea un día más en el calendario, pero no deja de ser un día cabalístico en que muchos esperan que pase algo. Año tras año se repite la historia, y quizá sólo sea una superstición de la numerología. Sin embargo, la Tercera Guerra Mundial todavía es algo que está por suceder, mientras tanto algunos piensan que el 21 de diciembre del 2012 pasará algo, según los pronósticos de los antiguos Mayas, quienes vaticinaron dicha fecha como el fin del mundo.

Hay todo un mar de incógnitas en las Profecías de Nostradamus, y aunque se cree que él se expresaba de un modo oscurantista para preservar su propia vida, también se dice que él hizo predicciones hasta el año 3,797. Año en que predijo que se extinguirá la vida en la Tierra conjuntamente con todo el planeta, pero que Marte seguirá orbitando. Sólo nos queda esperar a que “MABUS” o “SUBAM” o como se decodifique, nunca aparezca o podría significar el fin de la civilización humana.

Video de las Profecías de Nostradamus: